Home>Ciencia>El 33 % de los sobrevivientes de COVID-19 sufre secuelas neurológicas, según el mayor estudio realizado
Ciencia Destacada

El 33 % de los sobrevivientes de COVID-19 sufre secuelas neurológicas, según el mayor estudio realizado

Más de un tercio de todos los sobrevivientes de COVID-19 presentan trastornos mentales una vez superada la enfermedad.

Un creciente número de sobrevivientes de COVID-19 está presentando secuelas físicas incluso semanas después de haberse recuperado de la enfermedad. Esta condición ya está siendo estudiada por científicos en todo el mundo. Sin embargo, una nueva alarma sobre las repercusiones mentales y neurológicas de la infección ha surgido alrededor del planeta.

¿A qué se deben las afecciones mentales y neurológicas?

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Más del 30 % de sobrevivientes de COVID-19 padecen de estos síntomas. Aunque todavía no existen estudios concluyentes con respecto a las afectaciones cerebrales —a nivel mental y neurológico— de una infección por COVID-19, una nueva inquietud aqueja a la comunidad científica encargada de la pandemia.

Se sabe que la ansiedad y las alteraciones en el humor figuran entre los diagnósticos tardíos más comunes, según The Lancet Psychiatry. De la misma manera, los dolores de cabeza típicos de la infección por coronavirus son frecuentes, incluso semanas después de que el virus desaparece del organismo.

En proporciones mucho menores, se han presentado casos de hemorragias cerebrales y derrames vasculares, así como demencia temprana. Según el estudio, en casos muy severos de COVID-19. Aunque el riesgo de que estas secuelas se presenten es realmente bajo, el efecto en la salud es significativo para quienes sobrevivieron síntomas graves.

La rehabilitación para sobrevivientes no sólo debe de ser física

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Ante los casos graves de COVID-19, la infraestructura hospitalaria que atiende casos similares es escasa. Más aún cuando los síntomas se presentan semanas después, cuando el paciente está aparentemente sano y recuperado de la enfermedad. Sin embargo, el estudio arroja nueva luz sobre una problemática que apenas se avista en el horizonte pandémico.

Dados los casos analizados en las muestras que se utilizaron para la investigación, cada vez queda más claro que la rehabilitación para sobrevivientes de COVID-19 no sólo debe de ser física. Es necesario un acompañamiento psicológico y neurológico cercano, para evitar que las consecuencias a largo plazo sean todavía más graves que la enfermedad en sí misma.

Muy Interesante