Home>Destacada>Tres funcionarios abandonan gabinete de AMLO
Destacada Nacional

Tres funcionarios abandonan gabinete de AMLO

Felipe de Jesús Muñoz y Omar García Harfuch, titulares de la Subprocuraduría de Investigación Especializada en Delitos Federales y de la Agencia de Investigación Criminal (AIC) respectivamente, renunciaron a sus cargos en la Fiscalía General de la República.

Según autoridades de la Fiscalía, los funcionarios presentaron su carta de renuncia el pasado 31 de mayo, con carácter de irrevocable.

Cabe mencionar que Felipe de Jesús tenía en sus manos los casos del ex gobernador de Veracruz, Javier Duarte, así como el del ex mandatario de Quintana Roo, Roberto Borge.

También llevaba el caso del general Eduardo León Trawuitz, ex subdirector de Salvaguardia de Pemex, quien es señalado de presuntos delitos que se cometieron durante su gestión en el combate al robo de hidrocarburos.

Por su parte, García Harfuch logró la detención de presuntos líderes de grupos delictivos de Tepito, así como del jefe de la plaza en la Ciudad de México de una célula delictiva con presenta en Jalisco.

A su paso por la Agencia de Investigación Criminal también se llevó a cabo la detención de otros líderes del narcotráfico.

Omar García Harfuch fue quien coordinó la captura del ex mandatario veracruzano, Javier Duarte en Guatemala, y de Roberto Borge, en Panamá.

Renuncia Guillermo García Alcocer como presidente de la Comisión Reguladora de Energía

Guillermo García Alcocer renunció al cargo como comisionado presidente de la Comisión Reguladora de Energía, por lo que se separa del cargo a partir del 15 de junio.

En un documento difundido por la CRE, señala:

“Desde abril de 2016, he tenido el honor de encabezar esta organización y dirigirla durante su refundación, sin duda un momento trascendental de su historia. Después de tres años de haber ocupado la posición que ha implicado los mayores retos y satisfacciones de mi carrera profesional, he decidido separarme del cargo de Comisionado Presidente de la CRE a partir del quince de junio de 2019”.

García Alcocer señala que se va “con la satisfacción de haber cumplido con objetivos que hace pocos años parecían inalcanzables en el sector energía, y orgulloso de la capacidad, integridad, honestidad, fraternidad y patriotismo de la familia CRE: los colaboradores y Comisionados que me acompañaron en estos tres años. Me siento profundamente agradecido con todas y cada una de las personas que trabajan o trabajaron en la Comisión durante mi gestión. Hacia adelante, estoy convencido de que existen bases institucionales sólidas para afrontar los retos del futuro con pasión y entusiasmo”.

García Alcocer agradeció al Senado de la República por haber depositado su confianza en él al momento de su designación y a lo largo de su administración.

“Al Presidente de la República le deseo todo el éxito en su mandato para que a México le vaya muy bien en los próximos años. De igual manera le deseo la mejor de las suertes a mis colegas Comisionados, quienes tendrán la oportunidad de instrumentar una nueva visión regulatoria que, si bien es distinta a la promovida durante mi gestión, espero rinda buenas cuentas a la sociedad. En las últimas semanas hemos establecido condiciones para que el Órgano de Gobierno reanude sesiones y se garantice el funcionamiento adecuado de la Comisión”, añade en la carta dirigida a la opinión pública.

Agrega que la máxima instancia de toma de decisiones de la Comisión, el Órgano de Gobierno, tiene hoy una nueva composición con una visión mayoritaria diferente a la mía. Si bien tenemos puntos de vista y enfoques técnicos incompatibles, hemos coincidido en el objetivo de garantizar un suministro de energéticos de calidad y a precios asequibles en México. Con mi salida quiero permitir que el sector se siga desarrollando, con los ajustes que se requieran a partir de esta nueva visión para que se alcance el objetivo común: un sector energético dinámico, con participantes públicos y privados, que siente la base para el desarrollo nacional. Por eso le pido a todos los colaboradores que brinden su apoyo para alcanzar los objetivos regulatorios, sin sacrificar la solvencia técnica que ha caracterizado a la CRE por 25 años, siempre en apego al marco legal vigente.

El comisionado presidente destaca que la Comisión Reguladora de Energía “pudo elevar en estos tres años el debate sobre los riesgos sectoriales que se enfrentaron, con base en una perspectiva técnica y sustentada. La labor del regulador es advertir sobre los riesgos y que quien deba tomar las decisiones de política pública cuente con información precisa y oportuna, lo mismo en materia energética y de mejora regulatoria, que en el marco de iniciativas de ley analizándose en el Congreso. Es por ello que el ejercicio de la autonomía institucional con base en criterios técnicos debería ser parte del debate que enriquece la vida pública”.

Fuente: XEU